• 874 - palabras
  • Publicado por Consultorio de Diagnóstico y Tratamiento Infantil

El Autismo afecta los procesos de interacción social y las habilidades comunicativas.

El trastorno del espectro autista es una afección relacionada con el desarrollo que afecta la manera en la que una persona percibe y socializa con otras personas, lo que causa problemas en la interacción social y la comunicación

Síntomas

  • Comienzan a manifestarse en los primeros tres años de vida, quedando con dicho trastorno por todo su vida
  • Suelen ser personas retraídas que parecen no inmutarse ante nada
  • Sin intereses aparentes por lo que los rodea y apáticos ante el entorno social

Sus características pueden no ser similares en cada caso, aunque en los primeros momentos de su aparición tienen reacciones semejantes.

Acompañado en algunos casos con discapacidad intelectual, aunque también se presentan en seres con cocientes intelectuales superiores y normales.

Cuando se sospecha de su existencia, es necesaria una evaluación que incluya:

  • Lo emocional
  • El lenguaje
  • La piscomotricidad gruesa y fina
  • El aprendizaje
  • Lo sensorial
  • El desarrollo del niño en general.

Se ha clasificado el autismo en cinco categorías denominadas:

  1. Trastorno autista
  2. Síndrome de Asperger: cuya afectación emocional es su principal característica. Estos seres mantienen su desarrollo intelectual y de lenguaje, pero se muestran totalmente insensibles a los sentimientos de las demás.
  3. Síndrome de Rett: caracterizado por retrasos en la adquisición del lenguaje y en la aparición de parálisis en las manos y otros miembros.
  4. Trastorno de desintegración infantil: cuya característica principal es una regresión profunda y desmoronamiento conductual.
  5. Trastorno Generalizado del Desarrollo no especificado: son aquellos quienes, pese a presentar síntomas similares a los grupos antes mencionados, no pueden clasificarse totalmente dentro de ninguno de los anteriores.

Esta clasificación atiende a los niveles de desarrollo del lenguaje que pudiera tener el afectado, la edad en que aparecieron los síntomas y el grado de severidad del trastorno.

Diagnóstico

Para llegar a un diagnóstico, la psicóloga observa el comportamiento y el desarrollo del niño. Durante la evaluación del desarrollo, la psicóloga les hace algunas preguntas a los padres, se observa cuando habla y se juegua con el niño durante la evaluación a fin de observar cómo aprende, habla, se comporta y se mueve. Un retraso en cualquiera de estas áreas no sirgnifica que tenga una afectación, pero la evaluación integral permite identificar el riesgo logrando una intervención temprana podría mejorar significativamente su calidad de vida.

Hasta el momento no se conocen las causas que afecta por igual a todas las personas. Sin embargo, existe prevalencia en el sexo masculino en una proporción bastante alta.

Tiene dos síntomas fundamentales que se describen como deficiencias persistentes en la comunicación y en la interacción social.

En las primeras etapas de desarrollo del bebé, el trastorno puede presentarse por la conducta anómala del infante, tales como:

  • Incapacidad de reacción ante el abrazo o la caricia de la madre
  • Lloriqueos inesperados prolongados y la terminación brusca de los mismos
  • Falta de atención a los objetos que se encuentran a su alrededor y aparición tardía en la sonrisa.

En los primeros años los niños presentan las siguientes incapacidades:

  • No son capaces de reconocer a los miembros del entorno familiar
  • Tienen ausencia total o parcial de la comunicación verba
  • Ausencia de contacto visual
  • Carencia de respuesta al dolor
  • Temor ante los ruidos
  • Ausencia de juegos con objetos
  • Llanto indetenible sin causa aparente
  • Sin control de esfínteres
  • Desarrollo de movimientos repetitivos estereotipados
  • Repulsión a la adquisición de hábitos de higiene
  • Tendencia a golpearse la cabeza o a caminar de puntillas.

En los primeros años de la escolaridad, el niño presenta:

  • Desinterés por los juegos
  • Falta de atención
  • Incapacidad de mostrar con su dedo algo que llame su atención
  • Apatía hacia sus compañeros
  • Ausencia de juegos imaginativos, como simular dar de comer a los bebés o imitación de personajes.
  • Ausencia de contacto visual con sus interlocutores.
  • Ausencia en la comunicación social
  • Conducta solitaria
  • Aversión al contacto físico
  • Hipersensibilidad a los olores y los ruidos
  • Poca sensibilidad al dolor, entre otros.

También suelen presentarse con un uso limitado del lenguaje verbal y con poca capacidad para interpretar y entender lo que se les ordena. En muchas oportunidades presentan movimientos oscilantes, balanceándose sobre sí mismo y tienen intereses repetitivos y no compartidos.

Desarrollo progresivo

Todos estos síntomas persisten con el paso de los años, pudiendo agravarse muchos de ellos e incrementándose con manías de orden, alineando todo lo que está a su alcance o manteniendo una rigidez inusitada en todos los aspectos de su vida. Suelen auto-agredirse y en muchas oportunidades, muestran interés excesivo en algunas cosas.

Referencias

  • Lord C, Risi S, DiLavore PS, Shulman C, Thurm A, Pickles A. Autism from 2 to 9 years of age. Arch Gen Psychiatry. 2006 Jun;63(6):694-701.
  • Hall SS, Lightbody AA, Reiss AL. Compulsive, self-injurious, and autistic behavior in children and adolescents with fragile X syndrome. Am J Ment Retard. 2008; 113(1): 44-53.
  • Huquet G, Ey E, Bourgeron T. The genetic landscapes of autism spectrum disorders. Annu Re Genomics Hum Genet. 2013; 14: 191-213.
  • Autism. Chamberlain, Rachel.Western Advocate; Bathurst, N.S.W. [Bathurst, N.S.W]13 Mar 2018: 5.
  • Autism spectrum disorder. Lord, Catherine; Elsabbagh, Mayada; Baird, Gillian; Veenstra-Vanderweele, Jeremy.The Lancet; London Vol. 392, Iss. 10146, (Aug 11, 2018): 508-520. DOI:10.1016/S0140-6736(18)31129-2
  • An Observational Study With the Janssen Autism Knowledge Engine (JAKE®) in Individuals With Autism Spectrum Disorder Ness, Seth L; Bangerter, Abigail; Manyakov, Nikolay V; Lewin, David; Boice, Matthew; et al.Frontiers in Neuroscience; Lausanne (Feb 27, 2019). DOI:10.3389/fnins.2019.00111

La infancia es la etapa en la que se ponen las bases para el resto de la vida.

Una intervención a tiempo puede hacer la diferencia.

¿Desea más información?

El nombre es requerido.
El apellido es requerido.
El correo es requerido.
El mensaje es requerido.
Whatsapp